CONSEJOS PARA TU PRIMERA VEZ EN UN PARQUE PARA PERROS

Perro

Lo puede llegar a ser si se tienen en cuenta algunos consejos y se toman ciertas precauciones. Por eso, vamos a enumerar los consejos y pautas para sacar el máximo provecho del parque para perros. ¡Toma nota!

Parque para perros: qué tener en cuenta

Aunque no debería hacer falta señalarlo, tu perro es tu responsabilidad. Cualquier accidente que sufra o cause tendrás que asumirlo tú. Un parque para perros estará lleno de potenciales amigos, pero también pueden surgir los conflictos. Así que antes de ver los consejos que debes seguir para llevar a tu perro a un parque, estudiemos las ventajas y los inconvenientes.

Puntos a favor de los parques para perros

  • En un parque para perros tu perro puede socializar y jugar con otros perros de diferentes edades y razas.

  • En este tipo de lugares, los perros pueden ir sueltos, correr a sus anchas sin que exista el peligro de ser atropellados.

  • Puedes encontrar otras personas que sientan el mismo cariño y respeto por los perros.

  • Algunos de estos parques son auténticos paraísos para los perros, cuentan con instalaciones cuidadas y bien acondicionadas.

Desventajas de los parques para perros

Además de las ventajas, los parques para perros pueden llegar a ser lugares que provoquen estrés, tensiones y problemas con los perros y sus acompañantes humanos. ¿Quieres saber por qué?

  • Muchas de las personas que van a los parques para perros con sus amigos caninos no les prestan atención. Se dedican a ver el móvil y desentenderse de lo que hacen los perros.

  • Tu perro sale de estar encerrado en casa para encerrarse en otro lugar que ya conoce; rodeado de perros en la misma situación.

  • Puedes encontrar en ellos todo tipo de perros: unos más nerviosos que otros, cachorros, adultos, incapaces de controlar la ansiedad, agresivos, con mucha fuerza y vehemencia…

  • La rutina se vuelve aburrida para tu perro: siempre los mismos lugares, los mismos compañeros…

  • En horas punta, el lugar puede estar tan lleno de perros, personas tirando pelotas y palos, perros ladrando y humanos discutiendo que no es de extrañar que los perros se pongan nerviosos y surjan los conflictos.

Para lograr la mejor experiencia para tu perro y para ti mismo, te recomendamos tomar ciertas precauciones antes de salir de casa y una vez que llegues al parque para perros.

Consejos para acudir al parque de perros por primera vez

  1. Estudia el lugar antes de salir de casa con tu perro. No está de más que hagas una primera visita sin la compañía de tu perro. Observa las áreas, el comportamiento del resto de perros y evalúa los riesgos. Lo ideal es que las instalaciones sean seguras, cuenten con un cercado adecuado y haya suficiente espacio para correr. Asegúrate de que haya agua para refrescarse y una zona con asientos para las personas.

  2. Una vez has decidido el mejor lugar para visitar con tu perro, deja que en el camino de casa al parque tu perro se relaje y explore un poco. Es buena idea que llegue al parque para perros con sus necesidades ya hechas.

  3. Elige horas en las que no haya demasiada concurrencia y evita las horas de calor. Esto último es fundamental en verano, cuando los perros son más propensos a sufrir golpes de calor. Es preferible evitar las primeras horas de la mañana y las últimas de la tarde.

  4. Lleva todo lo que necesites: la correa de tu perro, bolsas por si no hubiese en el dispensador, agua para el camino, premios para tu perro y el teléfono móvil; pero solo por si hubiera alguna urgencia, no para que te distraigas de la obligación de controlar los movimientos de tu perro.

  5. Acompaña a tu perro en todo momento. No dejes que entre solo la primera vez. Tú eres un referente para tu perro, además de su protector, por lo que recurrirá a ti en caso de necesitar ayuda. Para ello, debes estar lo más cerca posible. Así podrás prestarle toda tu atención y observar cómo se relaciona con otros perros, si se lleva algo a la boca con intención de comérselo, etc.

  6. Cuida tus reacciones si él siente miedo. Sobre todo no lo premies; es decir, si tu perro tiene miedo y corre a refugiarse entre tus piernas no lo rechaces, pero tampoco lo acaricies.

  7. Debes animarle a que se acerque a otros perros. Es buena idea llevar premios y darle algunos cuando se acerque a otros perros con intención de olerse-conocerse y jugar.

  8. No es bueno que lo sobreestimules. Si tu perro es todavía un cachorro, el exceso de actividad física y el cúmulo de sensaciones puede provocarle un estado de sobreexcitación que no sería bien recibida por el resto de visitantes del parque para perros.

  9. Protege siempre la salud de tu perro, no salgas con él a la calle si no ha completado las vacunas, está debidamente desparasitado y protegido.

  10. Aprende a distinguir el juego de la agresión. Debes ser capaz de saber si tu perro y el resto están en modo juego o si, por el contrario, se avecina una pelea. Los signos de la primera situación son ladridos alegres, saltos, correteos alrededor de los demás, movimiento de la cola… Pero si tu perro, u otro, empieza a gruñir, ladrar de un modo excesivo, da zarpazos y provoca persecuciones agresivas es señal de que se avecina una pelea. ¡Evítalas!

  11. No te confíes, incluso el más dulce de los cachorros puede atacar y morder. Tanto si detectas a tu perro de un modo agresivo como emocionado en exceso, evita problemas y vete del parque para perros; ya volverás en otro momento.

Como puedes comprobar, toda consideración es poca. Debemos demostrar que somos personas responsables de nuestros perros y actuar con sentido común en los parques para perros. ¡Tu perro y sus amigos de juegos te lo agradecerán!

Podría interesarte

¿SABES CÓMO LLEVAR A TU PERRO EN MOTO? SIGUE ESTOS PASOS

Si te preguntas con frecuencia sobre la seguridad de llevar a tu perro en moto, debes saber que es lícito y puedes hacerlo.

QUIERO ADOPTAR UN PERRO PERO, ¿QUÉ DEBO SABER ANTES?

Quiero adoptar un perro. Si esta es la frase que te ronda por la cabeza desde hace algún tiempo, quiere decir que lo estás pensando y probablemente no estés convencido al 100%.