Manzanilla para gatos: ¿puede ayudar?

Gato

Hay personas a las que les gusta aplicar a sus gatos los mismos remedios que les funcionan a ellas, cosa que aplican también a las infusiones y a los suplementos alimenticios. En este post hablaremos, más concretamente, sobre la manzanilla: te contaremos si la manzanilla para gatos es o no adecuada.  

MANZANILLA PARA GATOS: ¿CUÁLES SON SUS EFECTOS?

La manzanilla es una planta, por lo que su origen es 100% natural que se puede utilizar como sedante, antiinflamatorio y relajante muscular. Sirve tanto para lesiones externas, como la piel inflamada, como para afecciones gastrointestinales, como las úlceras de estómago. Además, tiene un leve efecto ansiolítico.

Es importante destacar que existe más información sobre los efectos de la manzanilla en perros, y que no existe tanta evidencia en cuanto a la manzanilla para gatos. Aún así, no se han observado diferencias destacables hasta ahora.

ADMINISTRACIÓN DE LA MANZANILLA PARA GATOS

La manzanilla para gatos no puede ser administrada del mismo modo en que la toman los humanos. En el caso de los gatos, la manzanilla es un suplemento que debe adquirirse en un centro especializado, bajo la supervisión y el seguimiento de un veterinario. 

Es fundamental informar al veterinario de cualquier fármaco que el gato esté tomando, tanto si son medicamentos convencionales, suplementos, vitaminas o terapias a base de hierbas. 

Según lo que el gato necesite, la manzanilla para gatos puede aplicarse tópicamente, mediante aceite, pomada o crema, o por vía oral, en forma de té, polvo, líquido o cápsula. 

Para evitar malestares estomacales, se recomienda administrar la manzanilla para gatos con alimentos, aunque también se puede administrar con el estómago vacío.

Si olvidas suministrar alguna dosis de manzanilla a tu gato, no pasa nada. Es mejor esperar a la siguiente dosis que administrar dos dosis con un margen de tiempo inferior. 

Almacenaje de la manzanilla para gatos

Se recomienda almacenar la manzanilla para gatos en un lugar fresco y seco, a temperatura ambiente, aunque es importante seguir las instrucciones del fabricante, indicadas en la etiqueta del producto.

Manzanilla para gatos: posibles efectos adversos

A día de hoy se desconoce a nivel científico la relación que tienen los gatos y la manzanilla. Sin embargo, se sabe que grandes dosis de camomila pueden resultar perjudiciales y tóxicas para el gato, desembocando en vómitos, diarrea, irritación de la piel o reacciones alérgicas

Por ello, es esencial vigilar mucho las dosis administradas e ir con especial cuidado con las formas líquidas. Es fundamental administrar únicamente la dosis recetada de manzanilla para gatos.

¿QUÉ HAGO SI A MI GATO NO LE SIENTA BIEN LA MANZANILLA?

Si decides darle manzanilla a tu gato y reacciona con algunos de los síntomas mencionados, debes consultar con tu veterinario, para que le proporcione la solución más adecuada.

Aunque hoy en día existen un gran número de trucos y remedios que promueven el uso de manzanilla para gatos, aún hay poca evidencia científica al respecto. Por ello, lo más recomendable es consultar con tu veterinario de confianza antes de administrar manzanilla para gatos.

Podría interesarte

Bebés y gatos: cómo conseguir una convivencia beneficiosa

La convivencia entre bebés y gatos no tiene por qué preocuparte. Ambos pueden relacionarse, vivir felices, sanos y protegidos. Te explicamos cómo conseguirlo.

Cómo saber si mi gato es feliz y qué hacer para que lo sea

¿Cómo puedo identificar los estados de ánimo de mi gato?, ¿cómo saber si mi gato es feliz? o ¿cómo saber si mi gato está triste? El interés por el bienestar emocional de tu familia hace que te plantees cuestiones de este tipo.