¿Por qué mi gato duerme conmigo?

Educación
Gato
 
Dormir juntos es una demostración de confianza y afiliaciónunión. Los gatos suelen dormir cerca o en contacto físico con los individuos con los que tienen un fuerte vínculo afectivo, sean otros gatos, el perro de casa o las personas de la familia.
 
Un hábito que empieza desde que son pequeños.
 
Los gatos empiezan a dormir en compañía desde muy pequeños. Sus primeros compañeros de siestas son la madre y los hermanos. Cuando son tan pequeños, dormir juntos es cuestión de supervivencia. Durante los primeros días de vida los gatos no pueden regular bien su temperatura corporal y dormir cerca de una fuente de calor les ayuda a mantenerse calientes. Aunque nazcan ciegos y sordos, 
su instinto les guía a buscar fuentes de calor utilizando uno de los pocos sentidos que ya les funciona bien: el tacto. Su sensibilidad térmica guía los movimientos inciertos y tambaleantes de los gatitos hacia una fuente de calor. 
 
En los primeros días de vida, es la madre es la fuente de calor más importante. Más adelante, el hecho de poder descansar todos juntos, es suficiente para que los gatitos mantengan su temperatura corporal, cuando la madre se aleja del nido (Freeman y Rosenblatt, 1978). De hecho, durante las primeras 3 semanas de vida los gatitos están pegados a la madre y entre sí, día y noche. Solo en las semanas siguientes empiezan a disminuir el tiempo de contacto (Rheingold y Eckerman, 1971).
 
Sin embargo, el calor no es lo único que motiva el hecho de dormir juntos: el contacto físico con la madre tiene también un efecto relajante para los gatitos. Cuando se reúnen con la madre después de una separación, el hecho de pegarse a su cuerpo y de esconder la cabeza en su pelaje les relaja. En algunos gatos adultos se sigue observando una conducta parecida: algunos se relajan e incluso se duermen cuando esconden la cabeza entre las manos de una persona o la empujan contra su cuerpo (Barrett, 1977).
 
¿Es para mantener el calor?
 
Aunque su función inicial sea el control de la temperatura, en gatos adultos la regulación de la temperatura no se considera el factor más importante. De hecho, si fuera simplemente una manera para estar calentitos, se debería observar con menos frecuencia cuando la temperatura ambiental es alta. En realidad, gatos que tienen un fuerte vínculo entre sí pueden descansar juntos incluso si hay mucho espacio a disposición en días cálidos y húmedos (Crowell-Davis, 2007). En otras palabras los gatos deciden descansar juntos por la relación específica que tienen con ciertos individuos. 
 
De hecho, en las colonias felinas, dormir juntos es una de las conductas que permite identificar a los gatos que tienen una relación estrecha entre ellos. Se les llama “compañeros preferidos” y además de dormir juntos, pasan gran parte del día a menos de 1 metro de distancia el uno del otro, se saludan tocándose la nariz, se acicalan de forma reciproca, se frotan el uno contra el otro  (Wolfe, 2001) y mientras lo hacen, a menudo llegan a tocarse con la cola, que para los gatos es indicio de un fuerte vínculo afectivo (Crowell-Davis, 2004)

Podría interesarte

¿Cómo regañar a tu gato de forma cariñosa?

¿Tu gato se porta mal y no sabes qué hacer? Te contamos cómo educarlo y algunos trucos para no perder la paciencia.

¿Cómo quitar garrapatas a un perro o un gato? Peligros y detección

 Descubre cómo detectar las garrapatas a tu perro o gato y aprende a eliminarlas de manera segura y eficaz.